Office Time

Pasamos de armar looks de oficina a armar looks casuales todo el tiempo, y en el vaivén de las compras hacemos una lista con prendas que nos puedan servir para ambas ocasiones. No siempre acertamos y eso nos hace perder tiempo y por supuesto dinero. En el caso de quienes no deban utilizar uniforme para ir a trabajar, hay un sinfín de opciones propuestas por marcas de todo tipo, pensando precisamente en una mujer ágil, dinámica y que no quiere seguir los parámetros de nadie a la hora de vestir.

¿Podemos reemplazar los básicos neutros por otros? Es un SI seguro, y sobre todo porque estamos en un momento donde los estilos se entrelazan y fusionan, con la finalidad de darnos opciones todo el tiempo para adaptar las tendencias de cada temporada. En este caso, aprovechando el boom de las faldas midi, quise salir del estereotipo de la falda básica negra y opté por una denim que además tiene un detalle ultra romántico como lo es el cinturón a manera de lazo. Sumado a esto en lugar de pensar en la camisa blanca y a ratos sin gracia, es mejor tener a mano una que tenga algo de nuestra esencia, un estampado sutil y que comunique algo. Los lunares se remiten al romance y a lo clásico, así que ¿por qué no?

Para los looks laborales es importante no olvidarse de pequeños pero precisos complementos. Una cartera de cuero, en algún tono que nos sirva como contraste, y por supuesto un reloj que no sólo nos dará un aire más ejecutivo, sino que aporta estilo todo el tiempo. ¿Probamos?

Fotografía: Guillermo Benítez 

Make Up: Vanesa Serra

Asis. Producción: Cande Ruiz

Vestuario/Cartera: Tommy Hilfiger

Zapatos: Victoria Hache

Reloj: Michael Kors

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.